miércoles, 16 de octubre de 2013

TOROS EN RODEO PROPIO

El domingo Independiente de Puan jugó su primer partido de rugby en forma oficial.
Es que hace unas semanas la Unión de Rugby del Sur confirmó la creación de una nueva categoría de torneo, a la que llamó “Primera C”, dando así la oportunidad para que los clubes en desarrollo puedan competir en forma regular.

La primera edición de este torneo cuenta con tres equipos, esperando que este sea el comienzo de la inclusión de toda la zona, y que a partir del año 2014 se vayan sumando muchos más.

La primera fecha en la que Independiente quedó libre, debían jugar en Laprida el club local San Agustín RC con Sarmiento de Pigüé, pero el partido quedó suspendido postergándose para el final del torneo.

La segunda indicaba el debut de nuestros Toros que en el historial habían jugado tres amistosos con Sarmiento, uno en el 2012 y dos en este año, y en todos los Caniches fueron vencedores.

Esta vez y ya oficialmente, la motivación fue otra. Los Toros contaban con 23 de los 36 jugadores inscriptos y con un torneo “en serio” a jugarse las cartas eran diferentes.

Ya desde el vestuario se podía vislumbrar un equipo concentrado y con ganas. Desde el comienzo del partido el pack de forwards dominó ampliamente, tanto en el scrum y el line como en las formaciones móviles (racks y mouls).

Sabiendo eso, mantuvieron todo el tiempo la pelota dentro del pack, teniendo el dominio absoluto.

Al principio intentaron con los penales, errando en dos ocasiones. El primer try se dio promediando el primer tiempo y fue un try penal, luego de que en reiteradas oportunidades los Caniches giraron el scrum ante la potencia de ocho forwards convencidos de ingresar con la pelota mediante esta formación. La conversión estuvo a cargo de Renzo Harispe dejando a los locales ganando por 7 a 0.

Casi inmediatamente, también mediante una jugada de forwards, Fabricio Rodríguez hizo el segundo, que también fue convertido por Renzo Harispe, marcando el 14 a 0.

A partir de ahí, los Caniches se dieron cuenta que mediante sus backs tenían alguna chance e intentaron varias veces jugar por “afuera”, logrando hacer un try del que no pudieron luego convertir los dos puntos adicionales. Así terminó el primer tiempo con un parcial de 14 a 5.

Para el complemento, los dirigidos por Sebastián Grondona, sabiendo de su ventaja, mantuvieron el juego de forwards con mucha fricción y juego cerrado, neutralizando el avance pigüense que solamente sumó tres puntos por un penal cometido cerca de los palos logrando un 14 a 8.

Casi sobre el final, los Toros lograron otro penal, logrando el definitivo 17 a 8, que los deja primeros en la tabla de posiciones.

El próximo domingo se jugará la tercer fecha, en la ciudad de Laprida, a la que Independiente deberá viajar para jugar su segundo partido y demostrar además si además de Toros en rodeo propio, también serán torasos en rodeo ajeno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada